The Beach Boys.The Beach Boys, el grupo más representativo de la cultura del surf de los años 60.

De la mano de una selección de lanzamientos recientes, celebrábamos en un primer reportaje el buen momento por el que discurre el mercado editorial de temática musical, especialmente centrado en el vasto terreno de la música popular contemporánea. Tres meses después de aquella aseveración, un nuevo lote de libros –algunos muy recientes; otros, recuperados- asoma en este estante exhibiendo una combinación de indicadores cuantitativos y cualitativos que no deja lugar a la duda: la música se lee aunque el mercado del libro también esté notando el impacto de la gratuidad que ofrece Internet, a imagen y semejanza de una plataforma discográfica transformada radicalmente por las nuevas vías de distribución musical.

La tipología insiste en esa variedad que entonces señalábamos: del álbum fotográfico al estudio biográfico o discográfico pasando por el análisis estilístico, las novedades editoriales abundan en lo conocido mientras que iconos y consagrados repiten una y otra vez como objetos de estudio. No vendría nada mal una diversificación temática que rompiera con la apabullante y monocorde presencia de modelos archiconocidos como Beatles, Rolling Stones o Bruce Springsteen.

La apertura también contribuiría a diversificar el estandarizado criterio musical de nuestro mercado, casi siempre pendiente de los dictados más inmovilistas, a la vez que destaparía vetas –pasadas y presentes- en las que renovar el placer de descubrir géneros y músicos ignominiosamente ignorados: la ausencia de títulos relacionados con el soul es indicativa de este doloroso dato.

Justo con el ánimo de ensanchar nuestro encuadre, hemos incluido en esta –reiteramos- subjetiva decena un par de referencias que abordan espacios ajenos al de la música popular contemporánea, aunque sí traten estilos y cronologías que discurren alrededor del pasado siglo XX. En estos y en aquellos se pueden encontrar vías de acercamiento y estudio de la música desde plurales y distintos niveles, también con precios para todos los bolsillos. En todos ellos tropezarán con razones y argumentos para disfrutarla más y mejor.

Una historia natural del piano. De Mozart al jazz moderno, de Stuart Isacoff. No son habituales los estudios dedicados a un instrumento, y este trabajo firmado por el pianista y escritor Isacoff armoniza erudición y entusiasmo a través de una crónica ambiciosa que prescinde del criterio cronológico para combinar a los diferentes compositores y pianistas según su identidad sonora. Su virtud radica en la combinación del espacio clásico y contemporáneo, saltando de Oscar Peterson a John Cage, de Satie a Duke Ellington, a través de un panorámico y ecléctico itinerario que no duda en emparentar a Beethoven con… ¡Jerry Lee Lewis! (Turner, 25,90 euros)

La música del siglo XX. Una guía completa, de Francisco Ramos. Compositor y sonido constituyen eje fundamental de esta ineludible brújula con cuya ayuda resultará más placentero moverse por caminos y vericuetos del inabarcable y difuso mapa de la música contemporánea. El especialista Francisco Ramos ordena y relaciona un concurrido catálogo de autores donde se hallan tanto nombres consagrados como referencias ocultas. Su labor de síntesis, condensada en 431 páginas, es admirable hasta el punto de echarse de menos una mayor extensión para dar cabida a tanto conocimiento. Señal inequívoca de que la obra deja con ganas de más. (Turner, 25,90 euros)

Dos veces intro. En la carretera con Patti Smith, de Michael Stipe. El regreso a los escenarios de Patti Smith en 1995 documentado fotográficamente por su admirador Michael Stipe (cantante de los extintos R.E.M.). Sus condiciones técnicas quedan compensadas por la fuerte carga expresiva de las imágenes en un momento en que Smith todavía lidiaba con el recuerdo de la muerte de su esposo, el guitarrista Fred “Sonic” Smith, durante un tour junto a Bob Dylan. Las fotografías de Stipe se refuerzan con textos de artistas como Thurston Moore y Kim Gordon (Sonic Youth), Tom Verlaine o William Burroughs. (Sexto Piso, 22 euros)

The Kinks Are The Village Green Preservation Society, de Andy Miller. Gran noticia: después de una primera terna de títulos publicada en 2010 y dedicada a Bob Dylan (Highway 61 Revisited), Rolling Stones (Exile On Main St.) y Pixies (Doolittle), la colección 33 1/3 regresa de la mano de otro lote liderado por un volumen dedicado al disco de The Kinks. Se trata de una célebre serie foránea con más de treinta títulos, donde se combina la disección detallada con la confesión emocional en torno a álbumes legendarios. Pink Floyd (The Piper At The Gates of Dawn) y Nick Drake (Pink Moon) redondean este lote. (Libros Crudos, 9,95 euros c/u.)

Las cartas de John Lennon, de Hunter Davies. La maquinaria Beatles no conoce descanso y en este caso recala en la, hasta ahora inédita, faceta epistolar de John Lennon. Persona visceral e instintiva, Lennon utilizaba cartas y postales casi como terapia y descargaba en ellas su amor u odio, según el caso. El que fuera autor de la única biografía autorizada de The Beatles, Hunter Davies, ha recopilado casi trescientos documentos destinados a amigos, enemigos, amantes y desconocidos en cuyas líneas quedan ilustrados sus arrebatos y reflexiones, abrazos e invectivas, desde su más tierna infancia hasta la víspera de su asesinato. (Libros Cúpula, 29,95 euros)

The Beatles. On The Road 1964-1966, de Harry Benson. Más Beatles. Al fotógrafo Harry Benson le tocó la lotería cuando The Daily Express le encargó en 1964 cubrir los conciertos de los Fab Four en el Olympia de Paris. La relación se prolongó por las giras europeas y estadounidenses de años posteriores y el escocés pudo olvidarse de su “serio” trabajo en Life, Vanity Fair o The New Yorker para sumergirse en una etapa donde “los Beatles eran naturales y distintos”. Sus 141 fotografías en blanco y negro, enmarcadas en este volumen de gran tamaño, brindan esa mezcla de inocencia y pasión que definió a la Beatlemania. (Taschen, 49,99 euros)

Wouldn’t It Be Nice. Brian Wilson y la creación de Pet Sounds, de Charles L. Granata. Libros del Ruido prorroga el magnífico arranque con Postales negras de Dean Wareham en una segunda entrega centrada en la creación de Pet Sounds (1966) de The Beach Boys, pieza esencial del pop. Editado originalmente en inglés en 2003, Granata cuenta en sus páginas la construcción de sus doce canciones, condicionada por la relación de Brian Wilson –el genio creador– con el resto de los miembros del grupo, su entorno social o discográfica, su mente o las drogas. Preciso y precioso retrato de una época y un disco irrepetibles. (Libros del Ruido, 23,50 euros)

200 discos de bolsillo. 1979-91: Una historia alternativa en formato pequeño, de Marcos Gendre. No busquen aquí a las grandes estrellas de rock y pop ni tampoco los discos que jalonaron la explosión de etiquetas especializadas como hardcore, post-punk, noise o post-rock. Estos 200 suponen un canto a formatos como single, EP, miniálbum o maqueta, ahora borrados del mapa por el rodillo digital. El repaso discográfico recala en la crónica de sellos como Rough Trade o Postcard a través de grupos ignorados en muchos casos por el gran público aunque certeramente reconocidos por la historia. (Quarentena Ediciones, 21 euros)

El canon del jazz. Los 250 temas imprescindibles, de Ted Gioia. Después de los obligatorios Historia del jazz (2004 y 2012) y Blues (2010), Gioia vuelve a la carga con otro apabullante tratado centrado en el vasto territorio del estándar aplicado al mapa jazzístico. 250 temas, ordenados cronológicamente y diseccionados en su historia, estructura y desarrollo, conforman este fascinante recorrido en el que toparse con corazón y entrañas de clásicos incontestables como Blue Moon, Caravan o Body and Soul. Una selección tan atinada como el apartado de “versiones recomendadas” que acompañan a cada composición. Otro acierto. (Turner, 39,90 euros)

Bruce, de Peter Ames Carlin. No es errónea medida de seguridad desconfiar por sistema de las llamadas “biografías autorizadas”. Este Bruce asoma como la primera autorizada por Springsteen en veinticinco años y, obviamente, no es en absoluto conveniente acercarse a ella esperando una lectura crítica de la vida y milagros de la estrella norteamericana. Mucho mejor es hacerlo esperando hallar un prisma eminentemente biográfico, bien alimentado de datos, descripciones y anécdotas, donde se trenzan, sin caer en la hagiografía, su sobresaliente itinerario musical y un pulso vital convertido en causa y consecuencia de su propia música. (Libros Cúpula, 23,95 euros)

Salvador Catalán